“La reconstrucción también requiere necesariamente del sector privado”

"Entrevista a Daniel Arroyo , ministro de Desarrollo Social"

"Entrevista a Daniel Arroyo , ministro de Desarrollo Social"

“La reconstrucción también requiere necesariamente del sector privado”

Compartila:
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

La pandemia no da tregua en nuestro país , la crisis sanitaria y económica pone de manifiesto las desigualdades y los problemas estructurales de Argentina . Un Estado presente para la reconstrucción que haga foco en resolver esto es urgente porque al mercado no le interesa más que mantener con vida a sus consumidores más potables. Es por esto que desde SPAM nos ponemos en contacto con una de los ministerios que más trabajo tiene en esta coyuntura.

– Hace algún tiempo, en una entrevista habló sobre algunas iniciativas que se están pensando para el escenario post pandemia, todas ellas asociadas a la generación de empleo y la mejora urbana de infraestructura. ¿Es posible llevar adelante este tipo de políticas exclusivamente desde el MDS o se está trabajando de manera integral y junto a otros ministerios?

Queda claro que para atravesar esta pandemia y superar sus consecuencias socioeconómicas se requieren consensos y articulación con las fuerzas sociales, políticas, gremiales y empresariales.  

Tenemos un Estado muy presente, que ha demostrado una gran capacidad para adaptarse y generar instrumentos eficaces que permiten sostener a miles de familias. Pero nuestro país también tiene una gran red social que pone el cuerpo y trabaja en el territorio, con la que desde el gobierno trabajamos mancomunadamente. 

Creemos en el desarrollo local, en las políticas que se adapten a las distintas realidades regionales y en la articulación con todos los ministerios, los gobiernos provinciales y municipales, las organizaciones  y las instituciones.

En la actualidad se habla de una “crisis de los cuidados” como producto, entre otras cosas,  de los cambios en las formas de sostenimiento de la vida cotidiana. Siguiendo en esta línea de análisis nos preguntamos si desde el ministerio que ud. conduce se está diseñando alguna iniciativa que tienda a revertir esta “crisis” y, a la vez, que busque romper con la feminización de los cuidados.

Para nosotros, la economía del cuidado es uno de los cinco sectores clave para generar empleo masivo, junto con la construcción, el textil, la producción de alimentos y el reciclado.

Es estratégico en la política general del Ministerio y lo vemos tanto desde el punto de vista más tradicional, que es gente que cuida gente y está relacionado con lo sanitario y con el cuidado de adultos mayores o niño, como desde lo que podría llamarse Sistema de Cuidados Comunitarios, que está compuesto por guarderías, jardines maternales y jardines comunitarios que no están bajo la órbita de Educación.

El esquema de cuidadoras y cuidadores requiere todo un sistema de capacitación y reconocimiento. En ese sentido, en julio lanzamos el Renatep,  que no sólo es un primer paso en el camino para la formalización de las trabajadoras y los trabajadores de la economía popular, sino que también les facilitará el acceso a herramientas de capacitación y financiamiento, por ejemplo. 

Además, a través de un acuerdo con el Banco Nación, convertimos en cajas de ahorro de libre administración las cuentas bancarias de las y los titulares de Potenciar Trabajo y otros programas sociales de modo tal que puedan recibir transferencias y depósitos por otras actividades particulares que realicen ni costos adicionales

reconstruccion

A partir de la crisis provocada por el coronavirus, en el mundo ha cobrado mayor impulso el debate en torno a la implementación de la “renta básica universal” e incluso en algunos países, como España, se ha avanzado en su implementación. En el caso de nuestro país ¿Este “ingreso de base” será de acceso universal o se destinará a los trabajadores desempleados? ¿Para su percepción será condición realizar alguna “contraprestación”?

Lo de la renta de base es un debate internacional. En nuestro país, el presidente Alberto Fernández se comprometió a acompañar la ayuda social, a acompañar a aquellos que tienen dificultades. Para ellos se evalúan y analizan posibilidades todo el tiempo. 

Como decía anteriormente, lo que está claro es que ha habido un Estado muy presente. El acompañamiento es un compromiso permanentemente y, de hecho, más allá de que la cuarentena en algún momento se levante o haya más actividades económicas, está claro que vamos a seguir en este camino de apoyo. 

– Por último, es claro que el mundo está virando hacia un modelo en donde los Estados Nacionales vuelven a ocupar un lugar central como ordenadores de las sociedades. Sin embargo, en el caso de  Argentina, las posibilidades de expandir la maquinaria estatal encuentra limitaciones económicas. Es por ello que queremos preguntarle: ¿Cuáles serán las fuentes de financiación para llevar adelante la política social en el escenario que viene? ¿Considera que un gravamen extraordinario, por única vez, a las grandes fortunas será suficiente

El Estado tiene un rol clave en la recuperación económica, y eso se está viendo tanto en países europeos como americanos. Pero la reconstrucción también requiere necesariamente del sector privado. Se trata de combinar asistencia, acompañamiento, máquinas, herramientas, créditos, apoyo, incentivos e inversiones y generar condiciones para que haya crecimiento.

Creemos que en este contexto social difícil se necesita equilibrio. Y el proyecto de gravamen a las grandes fortunas no sólo es por única vez y está acotado a 12.000 personas con patrimonios superiores a los 200 millones de pesos, sino que  tiene que ver con la solidaridad y el equilibrio.

AUTORES: